viernes, 18 de julio de 2014

ESCÁNDALO

Pongamos un suponer.
Supongamos que una gran corporación industrial, con plantas en distintos países pero con una raíz vasca,  quiebra como consecuencia de una nefasta gestión. Pongamos que, como consecuencia directa de esa mala praxis  directiva, tal grupo entra en concurso de acreedores. Que  el entramado industrial  se rompe, se paraliza la actividad industrial, los trabajadores son condenados al desempleo y tras de sí, el proyecto quebrado deja más de mil millones de euros en el pasivo.

Supongamos que este fiasco empresarial ha tenido además un negativo impacto directo en la economía de la zona, ahogando a proveedores y castigando a pequeñas empresas con el cierre.

Supongamos que al frente de dicho grupo empresarial se encontraba un cuadro de mando con un director general que provenía del área de marketing de la citada industria.
Admitamos que dicho director, ante el inevitable final de catástrofe que se cernía en la empresa diseñó una estrategia de viabilidad que no fue aprobada y tras de este nuevo fracaso,  estableció una hoja de ruta, un plan de liquidación que sirviera ante un eventual procedimiento concursal.

Supongamos que tras el crack económico, las plantas de dicho grupo corporativo en un Estado próximo son rescatadas por su gobierno y que éste las vende a otra corporación empresarial que, tras hacerse con la propiedad, mantiene el negocio, el empleo y la actividad en aquel territorio. Y todo ello a un precio, digamos, “aceptable”.

Supongamos que ese nuevo inversor, en un alarde de imaginación, decide fichar como gestor de esa parte del negocio recién adquirido  a quien hasta entonces  fue director general del emporio quebrado.

Pero, supongamos más.  Imaginemos que en el proceso concursal  de la parte corporativa en quiebra, se ponen a subasta los activos de la empresa  en liquidación. Siguiendo la hoja de ruta del director fracasado.  Y que a dicha subasta acuden inversores externos.

Supongamos que, entre ellos –los posibles inversores-, esté el grupo que ha adquirido las plantas del país vecino. Dicha compañía, además de hacerse  con ellas, consigue adquirir las principales marcas comerciales  del aparato corporativo hundido.
Supongamos, a continuación, que el mismo grupo comprador, tras adquirir los activos extranjeros y las marcas, y  de fichar al Director General del fiasco, puja por hacerse con el resto de los activos del proyecto en fase de concurso de acreedores.

Supongamos, puestos a suponer,  que la administración concursal considera que la oferta de este grupo es la mejor y se le adjudican las instalaciones, el resto de las  firmas comerciales y la parte del proyecto industrial quebrado que puede rentabilizarse. Es decir, la parte rentable de la quiebra. Unos activos que en algún caso, se valoraron en su día en más de 270 millones de euros. A cambio de su oferta, se garantizaría  una determinada inversión  y el mantenimiento de una parte de la plantilla.

Supongamos –que es mucha conjetura la mía-, que todo el paquete pudiera obtenerse por una cantidad no desdeñable – ni el 10% de lo evaluado-, pero para nada cercana al millar largo de millones de euros de agujero dejado por el anterior gestor, ahora  en nómina de la entidad compradora.

Esta entidad, competidora en origen de la empresa quebrada, habría hecho un trato redondo. Desaparecida la competencia,  se habría posicionado con mayor peso en el mercado y, además, se habría quedado con la parte positiva del negocio. Con  las divisiones competitivas de la industria, con sus instalaciones, y con las marcas reconocibles con las que seguir acudiendo al mercado. Una oportunidad única que no se presenta todos los días.

Todo ello, con el director “enterrador” en sus filas, en su nómina. El mismo que determinó el plan de liquidación. Es decir, quien ante un eventual partición de la “herencia” del negocio fallido,  diseccionó  qué era “solomillo” y qué despojo del proyecto industrial embarrancado.

Y, para más incomodo,  sin despejar  la incertidumbre de que la nueva operación  de inversión pudiera ser  simplemente coyuntural. O sea,  que los compromisos de mantener la actividad y el empleo solo sean temporales pues nadie garantiza que, pasado un tiempo, la firma compradora pretenda rentabilizar la operación, cerrando instalaciones y vendiendo  terrenos, maquinaria, etc .

Por el contrario, el conjunto de la sociedad –el país- en el que se fraguó el descalabro empresarial podrá verse aliviada someramente con el mantenimiento de  una parte de los puestos de trabajo perdidos. Pero las heridas económicas provocadas se las tendrá que comer con patatas. Es decir, se recuperará una parte mínima del agujero económico arrastrado por la mala gestión, pero los pobres acreedores, los proveedores,  se quedarán “in albis” y, además, las instituciones  deberán apuntar en la barra de hielo los impagos correspondientes a impuestos o créditos públicos generados por  la catastrófica acción empresarial pasada. Unos compromisos económicos que dejarían a las arcas públicas un pufo superior a los 70 millones de euros.

En cualquier país serio en el que la economía de mercado se aplica –y son muchos-, este cuadro general, presentado como una hipótesis, sería un escándalo. Y los participantes en el mismo tendrían que verse las caras con una administración de justicia implacable, respondiendo personalmente  de las responsabilidades que hubiera lugar por un fraude a gran escala. Fraude, sí. Intencionado o por una gestión negligente.

Pero en el Estado donde se ha producido o se puede producir toda esta secuencia, la legislación mercantil es mucho más laxa y permisiva. Un escándalo.

Poner nombre y apellidos a esta secuela de hechos presumibles resulta sencillo e identificable. Pese a todo, mi escepticismo inclina a pensar que, pese a las evidencias, no pasará nada. Que el ex director-liquidador, ahora en la firma licitante, será premiado y recompensado y que los demás nos quedaremos con el pasivo de su mandato anterior y con un palmo de narices con cara de tontos.

No he visto a ningún sindicato ni a representante alguno de la progresía alzar la voz o llevar el caso ante la fiscalía. Aquí no hay políticos, ni partidos, ni instituciones que castigar. Sólo “listos” que se salen de rositas.

Por cierto, hablando del Ministerio fiscal, EH Bildu  sigue empeñada en acusar al PNV de favorecer a “empresarios afines”  en la posible venta de las patentes de “Hiriko” sobre el coche eléctrico. Y no.  No hay “empresarios del PNV” detrás de la utilización de esas patentes. EH Bildu lo sabe pero lo oculta. O lo que es peor, miente.
Si alguien quiere saber algo sobre ese tema, sobre quien está detrás de esas licencias, que le pregunte a D. Pedro María Olaeta, director general de “Inge-Innova” y consejero y apoderado de “TOKIKO ENGINEERING”. Él, seguramente, sabe y conoce  de esta materia mucho más que el PNV.

Una puntualización última;  Pedro María Olaeta no es del PNV ni ha estado en sus márgenes de  influencia. Para quien no sepa, incluida la fiscalía,  Olaeta fue candidato al Senado de “Amaiur” por Araba en las últimas elecciones estatales. Y su vinculación con la Izquierda Abertzale no es un secreto para nadie. Cada cual en su sitio  y quien denuncia falsamente también. ¿Eso de acusar falsamente a sabiendas no era un delito?. Eso sí que es un escándalo

12 comentarios:

  1. El director - destructor... ¿no era Licenciado en Bellas Artes?

    ¡Qué vergüenza!... ¿Qué opina Ekai Center de todo esto?, ¿siguen con Kutxabank y callando becarios?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estimado amigo:

      EKAI Center ha opinado de forma repetida sobre la valoración y las causas de lo sucedido en Fagor Electrodomésticos, tanto a través de nuestros informes como en medios de comunicación (prensa, radio y televisión). Puedes consultar nuestros documentos en http://scribd.com/collections/3352760. ¿Puedes explicar qué es eso de "callando becarios"?

      Un saludo,

      EKAI Center

      Eliminar
  2. http://ianasagasti.blogs.com/mi_blog/2013/11/fagor-y-el-mito-de-mondragón.html

    "(...)P.D: Por qué EDESA era viable en un principio y luego no?? Algún directivo pensò que tenía el puesto allí asegurado y luego se enteró que no o le ofrecieron uno mejor????(...)"

    Moraleja: Todo sistema (o más bien las personas que lo forman) por bueno que sea, encuentra el camino hacia su perversión.

    Publicado por: ocasional | 11/19/2013 en 01:32 p.m.

    ¿Casualidad en el comentario o identificación de un patrón, es decir, cuestión de método?

    ResponderEliminar
  3. Edesa era viable para un político con ganas de rendimiento. Edesa, sin una fuerte inyección de dinero para desarrollo no era ni es viable.
    El oportunismo no es un buen consejero.
    Al igual que en el artículo, que tiene infinidad de errores, pero que más da, ahora es lo que necesitamos oir, para así quitarnos todos todo tipo de responsabilidad.

    ResponderEliminar
  4. Estimado Ekai Center:

    Es cuestión de estadística, tono e intensidad. ¿Han contado el número de working papers referidos a Kutxabank u cuántos han dedicado a Fagor?, ¿pese a la gravedad de lo acontecido en Fagor... qué han denunciado ustedes??

    Mire, me ha costado ponerme en contacto con el becario en cuestión pero ya me ha explicado como fue la historia, me ha proporcionado enlaces, correos, registros de llamadas,... y así me lo ha explicado, más o menos:

    Hallándose sentado frente al ordenador, un humilde becario, en cumplimiento de su obligación durante 7 horas al día... no había working paper que se le escapase o dejase de leer a lo largo de la semana.

    Al poco comprobó la asiduidad de las referencias a kutxa bank. Consciente de su ignorancia se preocupó y empezó a contrarstar los datos que aportaban los working papers. Empezó a encontrar ... incongruencias... lo que, a su juicio, consideraba parcialidades u omisiones relevantes...

    http://es.scribd.com/doc/114441283/STANDARD-POOR-S-SOBRE-KUTXABANK-Es-STANDARD-POOR-S-ON-KUTXABANK-Es-STANDARD-POOR-S-KUTXABANK-I-BURUZ-Es

    (Critica duramente a kutxabank y a cierta prensa escrita -por ver una buena noticia en ello- porque Standard & Poor´s mantiene su calificación en BBB-)

    http://ekaigroup.blogspot.com.es/2012/11/standard-poors-sobre-kutxabank-es.html

    ... pero no se atrevía a decir nada. Hasta que un día leyó lo que consideró una crítica demasiado gratuita. Así que ni corto ni perezoso intentó constatar empíricamente su percepción subjetiva. Para ello desde el blog que le había sido encargado dinamizar publicó dos entradas... (con distinta reacción por parte de la Fundación).

    La 1ª Publicación en el blog ECG cooperative groups fue la siguiente: Moody´s rebaja Caja Laboral. Moody´s. Daba la misma calificación a Kutxa, Caja Laboral o Bankia.El becario publicó esta entrada a las 7:00 A.M aproximadamente.

    http://ecgcooperativegroups.blogspot.com.es/2012/11/moodys-rebaja-caja-laboral-moodys.html

    Un par de horas después, Ekai Center publica esta entrada del diario Gara en su blog:

    http://ekaigroup.blogspot.com.es/2012/11/caja-laboralak-uste-du-moodys.html

    http://gara.naiz.eus/paperezkoa/20121128/374939/es/Caja-Laboral-cree-que-rebaja-Moodys-no-afecta-su-solvencia

    ¿Idéntico trato ante la misma noticia? Yo, el becario y algunos más pensamos que no.

    No obstante continuó con una nueva entrega. En esta ocasión bastante más explícita titulada: Grupos de Cooperativas de Crédito: Ibérico.

    http://ecgcooperativegroups.blogspot.com.es/2012/12/grupos-de-cooperativas-de-credito.html

    En ella demuestra que la calificación otorgada por las distintas agencias de rating a Kutxa, Bankia o Caja Laboral es idéntica. Además recuerda las calificaciones que estabas agencias daban, en su día, a Enron o a Forum Filatélico.

    A medio día recibió una llamadita de la fundación o un correo (no recuerda el medio los debería revisar todos) por el que, siempre muy respetuosamente, se le indicó que Ekai Center no estaba interesado en que se trataran asuntos bancario - financieros en ese blog. Cosa que posterioridad, curiosamente, han vuelto a hacer.

    En mi opinión a esa actitud se le llama o la interpreto como callar a un becario.

    Saludos cordiales!

    http://ecgcooperativegroups.blogspot.com.es

    P.D: El becario no guarda ningún tipo de rencor, sin más, trata de demostrar la línea editorial y parcialidad del medio en cuestión como, a día de hoy por desgracia, ocurre en muchos otros.

    ResponderEliminar
  5. Para Anónimo, sobre "EKAI Center":

    Estimado amigo:

    Por supuesto que estamos dedicando mucho más esfuerzo a Kutxabank. Y ello se debe a que, como decíamos, Fagor es importante pero Kutxabank es estructural y decisivo para el conjunto de la economía y de la sociedad vascas. En nuestra opinión, nos estamos jugando nuestro futuro con este tema. Ya hemos dicho también que los errores de Fagor ya están cometidos pero las decisiones de Kutxabank se están tomando ahora mismo. Además, Fagor es una empresa privada y en lo que está sucediendo en Kutxabank las responsabilidades políticas son evidentes.

    Sobre lo del "becario". Bueno, supongo que sería no un becario sino un estudiante en prácticas. No sorprende el hecho en sí sino más bien la interpretación. El blog sobre "grupos cooperativos" no cuadra demasiado con una noticia financiera tan puntual sobre una entidad concreta. Además, esa noticia -como puedes comprobar- se mantiene. Sobre el contexto que comentas, lo contrastaremos, aunque más bien parece una interpretación desenfocada.

    De cualquier forma, no parece lógico que critiques tanto el que dediquemos demasiado esfuerzo a Kutxabank y menos a Fagor. Se parece demasiado al "y tú más" que está en el origen del lamentable deterioro de la calidad de la vida política. Más lógico sería dedicar los esfuerzos a analizar si las valoraciones que se hacen sobre lo que se está haciendo con las cajas de ahorros son o no correctas, y contrastar o debatir sobre ello. Esta es la forma adulta de procesar estos temas. Lo contrario recuerda al "defender a los míos hagan lo que hagan". Y con estas actitudes tenemos un futuro muy negro.

    Un saludo,

    EKAI Center

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estimado Anónimo representante de Ekai Center:

      Comentas que el blog sobre "grupos cooperativos" no cuadra demasiada relación con una noticia financiera tan puntual... Noticia Financiera sobre Caja Laboral, perteneciente al Grupo Mondragón, supongo que te referirás. Por si no me expliqué con la debida exactitud especifico que el toque de atención fue recibido tras la publicación de "Grupos de Cooperativas de Crédito: Ibérico"

      ¿Son los Grupos de Cooperativas de Crédito grupos cooperativos?... Por cierto, que toda cooperativa o grupo cooperativo son entidades mercantiles privadas pero, no obstante, de naturaleza muy particular a nivel social por eso resultan del interés de Ekai Center, ¿verdad? ¿Por qué dedicarles un blog si no resultan del interés de la fundación?

      En todo caso creo que queda patente lo relevante, ¿verdad?. Que Standard & Poor´s mantuviese la calificación a KutxaBank era una noticia grave y de transcendencia, sin embargo, que a Caja Laboral (perteneciente a MCC) Moody´s le bajase la calificación a Bono Basura carecía de importancia. "Mismo" o parecido hecho juzgado de distinta manera.

      En cuanto al " y tú más" y el resto del comentario... no voy a responder... creo que queda patente que hay ciertos agentes que no llevan demasiado bien la crítica... cualquiera que sea el tono.

      Saludos Cordiales



      Eliminar
    2. Estimado Anónimo representante de Ekai Center (reescribo el comentario por haber escrito el anterior con el móvil):

      Comentas que el blog sobre "grupos cooperativos" no guarda demasiada relación con una noticia financiera tan puntual... Me imagino que te referirás a la noticia Financiera sobre Caja Laboral, perteneciente al Grupo Cooperativo Mondragón.

      Noticia financiera tan puntual en el caso de Caja Laboral, claro, en el caso de Kutxabank fue lo suficientemente relevante para dedicarle un working paper.

      Por si no me expliqué con la debida exactitud especifico que el toque de atención fue recibido, según el estudiante en prácticas, tras la publicación de "Grupos de Cooperativas de Crédito: Ibérico"

      ¿Son los Grupos de Cooperativas de Crédito grupos cooperativos?... Por cierto, que toda cooperativa o grupo cooperativo son entidades mercantiles privadas pero, no obstante, de naturaleza muy particular a nivel social por eso resultan del interés de Ekai Center, ¿verdad? ¿Por qué dedicarles un blog si no resultan del interés de la fundación o si para vosotros carecen de importancia?

      En todo caso creo que queda patente lo relevante, ¿verdad?. Que Standard & Poor´s mantuviese la calificación a KutxaBank suponía una noticia grave y de transcendencia, sin embargo, que a Caja Laboral (perteneciente a MCC) Moody´s le bajase la calificación a Bono Basura carecía de importancia. "Mismo" o parecido hecho juzgado de distinta manera.

      Para terminar:

      a) Ahora puede que sea tarde para Fagor, bien. ¿Y de todo este tiempo transcurrido hasta ahora, qué? ¿No es el Grupo Cooperativo Mondragón estructural para Gipuzkoa?

      b) No importaría si borraseis las entradas o el working paper en cuestión. Están guardad@s. Como supongo habréis llegado a la conclusión.

      En cuanto al " y tú más" y el resto del comentario... no voy a responder... creo que queda patente que hay ciertos agentes que no llevan demasiado bien la crítica... cualquiera que sea el tono. Tan solo un apunte.. criticas como poco adulto el "defender a los mios hagan lo que hagan" pero no pierdes la oportunidad de calificar la interpretación del "estudiante en prácticas" como desenfocada sin haberla contrastado, tal y como reconoces. Un ejemplo, gracias.

      Saludos Cordiales

      Eliminar
    3. Para Anónimo (Sobre Fagor y Kutxabank)

      Efectivamente, la Corporación MONDRAGON es estructural para Gipuzkoa pero Fagor Electrodomésticos es sólo una pequeña parte de ese grupo. La empresa ha desaparecido y la economía gipuzkoana -y el Grupo- aunque afectados, continúan adelante. Ello no impide que sea importante, por supuesto. Pero los errores de Fagor vienen de hace muchos años. Quizás 20 ó 25 años. No tiene sentido comparar este proceso con Kutxabank. Con Kutxabank estamos cuestionando el futuro del conjunto de nuestra economía a través de una decisión política, adoptada de forma consciente. No sé si es éste el lugar para debatir sobre Kutxabank, pero no estaría mal que, ante un tema de esta trascendencia, evitáramos desviar el debate criticando al mensajero en base a cuestiones anecdóticas. Es una táctica habitual pero no muy responsable. Y con este tema nos jugamos el futuro de nuestro sistema financiero, de nuestra economía y de nuestra sociedad.

      Un saludo,

      EKAI Center

      Eliminar
    4. Estimado Anónimo representante de Ekai Center:

      Ha quedado claro que para ustedes Fagor carecía de la menor importancia al igual que todo aquello relacionado con Caja Laboral. Fagor porque supone una pequeña parte de MCC, según ustedes, y Caja Laboral tampoco debe desempeñar una función demasiado importante; para ustedes, claro; dentro de MCC, ¿verdad?.

      En cualquier caso queda claro que ustedes no van a criticar o tocar a MCC ni con el pétalo de una rosa. Resultan totalmente acríticos respecto a MCC.

      Pero por supuesto, pueden ser mensajeros de quien quieran, es evidente, y criticar lo que quieran con fundamento o sin él, estamos en un mundo libre... para todos. Los demás también podremos criticarles a ustedes y juzgarles NO IMPARCIALES y de credibilidad cuestionable.

      Se han centrado tanto en Kutxabank que se les está escapando todo lo demás. No ven otra cosa. Una pena.

      Saludos cordiales

      Eliminar
    5. Para Anónimo (Sobre EKAI Center)

      Creo que estás llevando las cosas al extremo. Una cosa es que pienses que debiéramos haber dedicado más esfuerzo al seguimiento del proceso de Fagor y otra que digas que "para ustedes Fagor carecía de la menor importancia". Si fuese así no le hubiéramos dedicado la atención que le hemos dedicado, aunque pueda considerarse o no insuficiente. Sobre Caja Laboral o MCC, pues lo mismo. Hemos escrito y de forma repetida. Y seguiremos haciéndolo. Entiendo que tu argumentación se basa en la comparación con el esfuerzo que dedicamos a Kutxabank, y ya hemos explicado que hay muchísimas razones objetivas para ello. Te voy a dar una más: Tanto Caja Laboral como MCC están en proceso de rectificación progresiva de los errores estratégicos de la década anterior. Es decir, exactamente lo contrario de Kutxabank, que está en pleno salto hacia adelante huyendo de nuestro tejido productivo y del control público y social de este país y en un claro proceso de desestructuración de nuestro sistema financiero, en el que se está decidiendo todo sobre el futuro de nuestra economía. Creo que queda claro dónde deberíamos centrar ahora nuestros esfuerzos. En nuestra opinión, en evitar a toda costa esta barbaridad que se está poniendo en marcha en nuestras cajas de ahorros.

      Un saludo,

      EKAI Center

      Eliminar
  6. Para Anónimo (Sobre EKAI Center):

    Por otro lado, desde EKAI Center siempre hemos aceptado la solvencia básica tanto de Kutxabank como de Caja Laboral, sin perjuicio de graves errores estratégicos cometidos durante la última década. En el caso de Kutxabank, hemos destacado precisamente esto: que, junto a una situación estructural sana, hemos dilapidado un patrimonio histórico a través de:
    a) la expansión de Kutxa fuera de su territorio
    b) la adquisición de CajaSur (3.000 millones de riesgo)
    c) los intentos de adquisición de Caja Castilla La Mancha, CAM y Catalunya Banc.
    d) La pérdida del control público y social de las cajas a través de las actuales fundaciones bancarias.

    Este ha sido el contexto básico y por ello no hemos cuestionado la solvencia de fondo de Kutxabank en absoluto. Sí hemos criticado la falta de objetividad y repetida adulación hacia esta entidad de ciertos medios de comunicación, que consideramos poco responsable con el futuro de nuestra economía y de nuestro tejido productivo.

    Un saludo,

    EKAI Center

    ResponderEliminar